Mostrando entradas con la etiqueta Objetivos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Objetivos. Mostrar todas las entradas

miércoles, 13 de enero de 2016

Construye una marca personal sólida

Tanto si te has planteado emprender un proyecto, como si quieres mejorar en tu trayectoria profesional, en el mundo de hoy es imprescindible definir claramente tu marca profesional. Con esto no te estoy diciendo que tengas que ser un "famoso virtual", pero sí es muy importante que sepas como definirte y posicionarte correctamente para que tu marca sea percibida por los demás, clientes y empresas como tú quieres.

El proceso que sigo tiene en cuenta las siguientes variables: 
Objetivos, diferenciación, alineación con tu rol profesional y el de tu empresa y visibilización.
1) OBJETIVOS: En primer lugar debes definir donde te encuentras ahora, personal y profesionalmente; marcar tus objetivos profesionales y personales y alinearlos con tu vida. Cuando he seguido procesos de coaching para definir estos objetivos, la mayoría de las personas se plantea como meta final ser feliz y para ello debe moverse, balancearse hasta llegar al punto en que queden alineados sus objetivos profesionales y personales. 
¿Empezamos? Responde honestamente a las siguientes preguntas que te ayudarán a descubrir cuales son tus objetivos reales a nivel personal y profesional.
Marca tus objetivos personales y profesionales
Marca tus objetivos personales y profesionales con InnovaPeople


¡Bien!, ya has dado el primer paso para crear una marca personal sólida. Si aún no tienes claro tus objetivos y te surgen dudas, puedo acompañarte en el proceso de su definición. Entra en mi LinkedIn y únete a mis contactos para solicitar más información.

En el próximo post te hablaré sobre la diferenciación, variable que te permite mostrar al mundo aquello que te hace único, aquello en lo que eres mejor que los demás.

martes, 20 de agosto de 2013

Infografía: Establecer objetivos



martes, 13 de marzo de 2012

De sueños y objetivos

"La única diferencia entre un sueño y un objetivo es una fecha" 
(Edmundo Hoffens)

A continuación, propongo una serie de preguntas que pueden servirnos de ayuda a la hora de plantearnos un nuevo objetivo, que nos permita conseguir nuestro sueño.

1) ¿Es un objetivo positivo? El subsconciente no funciona en negativo, por ese motivo, es muy importante que dejes de concentrarte en lo que no quieres conseguir y te asegures de definir tu objetivo mediante una orden positiva.
¿Qué quieres conseguir concretamente? 
¿Qué ventaja quieres obtener (no evitar)?
Por ejemplo sustituir: "No quiero tener exceso de sobrepeso" por "Quiero conseguir un aspecto mas jovial y saludable"


2)¿Lo haces sólo para ti? ¿Está bajo tu control?
¿Tu propósito te beneficia exclusivamente a ti o estás tratando de contentar a otra persona?
¿La consecución del objetivo depende de ti o de otras personas?

3)¿Cómo sabrás cuando estás empezando o cerca de alcanzarlo?
¿Cómo reconocerás que estás alcanzando el resultado?
¿Qué tendrás que estar haciendo cuando eso ocurra?
¿Qué oirás, verás, sentirás?
¿Cómo afectará a tu vida y a qué aspectos?

4) ¿Está claramente definido el contexto de tu objetivo?
¿Cuáles son los detalles específicos de tu objetivo? Deja claro, lo que quieres y lo que no.
¿Cuándo, dónde, cómo y con quién los quieres?
Disponer de una idea clara de todos los elementos específicos de tu objetivo te ayudará a descomponer los pasos necesarios para alcanzarlo.
Divide la información en fragmentos manejables y alcanzables.

5) ¿Qué recursos necesitas para hacerlo realidad?
¿Tienes las herramientas o destrezas necesarias para conseguir tu objetivo?
¿Dispones de los recursos? En caso contrario, ¿qué debes hacer para obtenerlos? ¿Has hecho antes algo parecido? ¿Lo ha hecho otra persona? ¿Cómo puede ayudarte eso? ¿Qué efecto causaría el que actuaras como si ya tuvieras los recursos?

6) ¿Es sostenible?
Si consigues el objetivo, ¿cómo afectará a tu vida? 
¿Guarda armonía con todos los aspectos de tu vida?
¿Por qué lo quieres realmente?
¿Qué sucederá si lo logras? ¿Y si no lo logras? ¿Qué no sucederá si no lo logras?


7) ¿Cuáles son los primeros pasos que debes tomar?
¿Qué es lo primero que debes hacer para que este objetivo pueda terminar haciéndose realidad?
¿Cuáles son los primeros pasos que te llevarán a actuar?
¿Cuándo vas a hacerlo?

La acción es muy importante. Cuando hayas determinado tus objetivos, deberás perseguirlos con ahínco. Sólo tú tienes el poder de hacer realidad tus sueños y, si no das el primer paso, tus ambiciones nunca dejarán de ser una ilusión.


(Extraído del libro Programación Neurolingüística for Rookies, Becky Mallery y Katherine Russell)

jueves, 8 de marzo de 2012

Susan B. Anthony, Elizabeth Cady Stanton y un mundo nuevo


"Han transcurrido cincuenta y un años desde que nos conocimos por primera vez y hemos estado ocupadas durante cada uno de ellos, movilizando al mundo para reorganizar los derechos de las mujeres. Cuando comenzamos esta aventura, no soñábamos que medio siglo después estaríamos obligadas a dejar el final de la batalla a otra generación de mujeres. Pero nuestros corazones se llenan de alegría al saber que comienzan esta tarea equipadas de una educación universitaria, con experiencia de negocio y con libertad de expresión para hablar en público, todos estos derechos que se negaban a las mujeres hace cincuenta años.”

Estas palabras las escríbía Susan B. Anthony a Elizabeth Cady Stanton, en 1902. Ambas trabajaron para modificar los derechos de la mujer en Estados Unidos durante más de cincuenta años. Formaron la National Woman Suffrage Association, NWSA, que tenía como objetivo una enmienda constitucional que otorgara a las mujeres el derecho a votar. Ninguna de las dos vivieron para ver su sueño –el sufragio femenino- hecho realidad. Pero su trabajo fue muy importante. Fueron reformistas, personas dedicadas al cambio, y su determinación y coraje ayudaron a hacer del mundo un lugar mejor.

Intento encontrar similitudes entre el mundo que vivieron Susan y Elizabeth y el que vivimos actualmente. En ambas situaciones se ponen de manifiesto tiempos difíciles, de crisis económica, social y de valores. Ante esta situación, ellas optan por marcarse un objetivo que va más allá de su identidad, en un nivel superior, el transpersonal. Es una meta que las permite conectarse con el mundo para conseguir un beneficio universal. Para ello se apoyan en unas creencias facilitadoras del éxito, una muestra es el último discurso de Susan B. Anthony, donde decía: ¡Es imposible no lograrlo! Y aunque en su vida, no tienen la oportunidad de verlo, consiguen plantar la semilla para generaciones posteriores.

Estas mujeres se hicieron abanderadas de dos valores fundamentales que cualquier persona que quiere emprender tendría que interiorizar, el coraje y la perseverancia. Coraje para afrontar las dificultades del camino, para llevar adelante su propósito a pesar de los obstáculos y perseverancia para mantenerse firmes en la consecución de su objetivo. De esta forma, con todas sus metas alineadas en cada uno de los niveles, consiguieron cambiar el mundo de muchas mujeres. Hoy día, necesitamos este cambio, necesitamos mujeres como ellas, mujeres como TU, dispuestas a plantearse objetivos potentes, objetivos que vayan mas allá de lo personal, que las conecten con el bien común, porque cuando una persona consigue descubrir esa parte trascendente de sí y se plantea unas metas personales que surgen desde lo profundo de su ser, es muy difícil no conseguir lo que se propone, como decía Susan B. Anthony, ¡es imposible no lograrlo! Por tanto si quieres un cambio en todo lo que te rodea, en tu entorno, en tu mundo, empieza cambiando tú y los resultados pueden ser tan fascinantes como el derecho al sufragio femenino. No hay límites para una mujer que tiene claro lo que quiere.

En memoria y agradecimiento a Susan B. Anthony, a Elizabeth Cady Stanton y a todas las mujeres que un día lucharon por defender nuestros derechos. Feliz día de la Mujer. Feliz 8 de Marzo.